Rosario fue un Fogón

202

Los pronósticos hechos por los especialistas en el clima y la meteorología se cumplieron al pie de la letra; Rosario, al igual que la provincia de Santa Fe en general, fue una verdadera parrilla de asado gaucho, con una temperatura que alcanzó los 38 grados centígrados y una sensación térmica que superó los 40°C.

En medio de ese sol abrasador, sumado al polvo y al intenso ruido generado por las labores de construcción que se adelantan en el patinódromo Roberto Tagliapué del estadio municipal Jorge Newbery, trabajó la selección Colombia Manzana Postobón de patinaje de velocidad en su tercer día de estancia en suelo rosarino.

El equipo nacional realizó varias sesiones con todas sus fichas; los velocistas practicaron repeticiones, vueltas lanzadas, piques, salidas y probaron ruedas, mientras que los fondistas realizaron series de vueltas controladas por tiempo, intensidades aumentadas y trabajo de resistencia, en medio de un sol muy intenso.
Los obreros de las labores civiles que ponen a punto el escenario mundialista, hicieron un alto en sus jornales para apreciar el entrenamiento del equipo nacional, dejando escapar uno que otro grito de aliento y admiración por la selección campeona del mundo, convirtiéndose en espectadores y acompañantes que se mezclaron luego con el paisaje de cemento que se levanta alrededor de la azulada superficie para patinar. Este martes la Selección Colombia Manzana Postobón de patinaje de carreras trabajará después de las 10:00am en la pista oficial, esperando que el clima sea un poco más benévolo que hoy…